12. Revolución, descontrol monetario, biblimbiques y otros papeluchos Dr. Luis Anaya Merchant (Universidad Autónoma del Estado de Morelos)

ARGUMENTO:

Falsificaciones, revolución, desorden monetario, bilimbiques y otros provechosos fraudes.

Los fraudes son consubstanciales a cualquier revolución burguesa y la mexicana no fue la excepción. Celebrados escándalos estuvieron entre las causas del descontento de 1910; los bancos de Yucatán, el Minero de Chihuahua, el de Jalisco y más oblicuamente el de Guanajuato causaron grandes frustraciones y pérdidas de caudales a sus cuenta-habientes, quienes muy pronto manifestarían sus desconfianzas hacia el vetusto régimen porfiriano. Naturalmente, con la vorágine revolucionaria todos estos antiguos pecados financieros quedaron borrados y nuevas   falsificaciones y operaciones financieras y monetarias defraudarían a más mexicanos y extranjeros. En esta charla hablaremos fundamentalmente de caos monetario, de sus causas y de los intentos del gobierno carrancista por controlar sus nefandos efectos sobre el conjunto de la economía.» 

LECTURAS:

GOMEZ, M. y L. ANAYA MERCHANT «El infalsificable y el fracaso de la estabilización monetaria en el carrancismo. México, 1916«. Intersticios sociales, El Colegio de Jalisco, septiembre, 2014.

2 comentarios sobre “12. Revolución, descontrol monetario, biblimbiques y otros papeluchos Dr. Luis Anaya Merchant (Universidad Autónoma del Estado de Morelos)

  1. La lectura sobre la cuál versó la sesión presenta fue muy rica en tanto resaltó aspectos de la Política Monetaria carrancista que tuvo muchas peculiaridades, más la principal fue el hecho de que se estableció un gran objetivo de reforma monetaria, en donde no prevalecería el caos monetario que lo caracterizaba y cuyo objetivo no se cumplió debido principalmente a que no existía estado. Causa que es importante por que nos deja ver un rasgo que al día de hoy es importante para implementar cualquier objetivo de Política Monetaria, la credibilidad que se tenga del Estado como institución y que respalde el valor de la (s) moneda(s) en una nación. Cabe hacernos entonces un cuestionamiento aquí que es las transformaciones por las que pasa todo proceso de Política Monetaria de una nación y las decisiones de la misma, los valores que se toman como referencia hoy en día para respaldo el valor de la moneda en circulación, ¿pesa más el factor político (que involucra todo el espectro institucional) y las expectativas de los agentes de la economía que el respaldo de la moneda en curso en sí misma?

    Me gusta

  2. En esta clase se analizó un instrumento diseñado en el gobierno de Venustiano Carranza (el billete infalsificable) para combatir la falsificación de los billetes y unificar en una sola moneda a los muchos tipos de billetes que circulaban por todo el país, pero que en realidad se trataba de un mecanismo para que el estado se hiciera de la mayor cantidad de dinero posible, en vista de que las necesidades existentes. La hipótesis que se manejó acerca del fracaso de este instrumento fue la de que este estaba mal diseñado desde el principio, debido a las tasas de convertibilidad y los montos de respaldo insuficientes, lo que envió un mensaje adverso a quienes tenían los múltiples tipos de billetes, para que evitaran el billete infalsificable o se deshicieran de este, a pesar de los controles gubernamentales y las penas impuestas. Por mi parte, para poder entender esto, fue necesario que me sea aclarado el contexto, puesto que la utilización de billetes era una cuestión en la que solo participaban personas que tenían los suficientes recursos para manejar billetes, y no las clases populares, pues para estas los salarios eran muy bajos, mucho más que las cantidades expresadas en los papeles, y se entiende que estas no verían nunca un billete de estos. Y aclarado el punto, entonces pude entender porqué el mensaje de la debilidad del nuevo billete infalsificable fue entendido como tal, una debilidad, porque esta estaba dirigida a un público que conocía acerca del tema, y la utilización de billetes no era una cuestión del público en general, es decir, incluyendo a las clases populares, a las que se le podría comunicar que el hecho de que el uso de un billete es conveniente solo porque no se puede falsificar. En ese sentido, sería interesante estudiar también cómo fue que los billetes de uso diario, es decir, los que usa la comunidad en general, surgieron.

    Me gusta

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s